lunes, agosto 27

Sentir. Sentir el frío, el humo del cigarro escapándose por la ventana, la voz a través del teléfono, las cuerdas de una guitarra, la tela de araña por encima de la cabeza, las yemas de los dedos hormigueando, el aroma de los libros, los pies en la alfombra, el sonido de la tele, las voces lejanas en la casa de al lado, las patitas del perro por el patio, las hojas de los árboles murmurando, la radio, los latidos del corazón, los recuerdos, las probabilidades, el agua hirviendo. Sentir, sentir lo que sea, pero sentir, por favor.

No hay comentarios: